¿Qué hacer con la ropa deportiva que no usas?

A muchas Amigas que corren, nos debe pasar que cambian temporada, renovamos nuestras zapatillas y ropa, y terminamos juntando mucha que no usamos.

Por eso me encantó el proyecto FITUX: que su fundadora Javiera Errazuriz lo define así: “recolectamos ropa, accesorios y zapatillas deportivas usadas o nuevas para luego venderlas a bajos precios y así, dar acceso a las personas a productos de buena calidad; con los ingresos generados en las ventas, vamos a financiar actividades deportivas gratuitas en sectores vulnerables y deportistas con proyección. Hoy estamos preparando nuestro primer proyecto: una escuela formativa de atletismo”.

Esta vuelta que tendría nuestra ropa deportiva, es realmente una causa que me gusta. Javiera es atleta y siempre fue cercana al deporte, la razón para crear FITUX “Siendo atleta me di cuenta que practicar un deporte requiere de financiamiento: se necesita un lugar, entrenador y la indumentaria específica de cada deporte. Sin embargo, no todos podemos pagar esto, lo que hace muchas personas se queden sin entrenar o practicar actividad física. Por otro lado, veía que muchos deportistas empezábamos a acumular ropa y zapatillas que ya no usábamos, las cuales que estaban en muy buen estado. Así nace Fitux, como punto de unión entre estos dos lados. Fitux permite que quienes tienen cosas que ya no usan las puedan entregar, haciendo así una donación con sentido y al mismo tiempo da acceso a quienes necesitan de indumentaria deportiva a precios bajos”.

Javiera nos cuenta que “el proyecto ha avanzado muchísimo, hemos recibido más de 1.500 donaciones y las ventas han sido un éxito. Estamos felices de la recepción y el apoyo que ha tenido Fitux en los deportistas y en las comunidades donde hemos hecho las ventas. Todo lo que antes era una idea y especulaciones, hoy es una realidad: hemos probado que el modelo de Fitux funciona. Ahora estamos preparando nuestra primera escuela de atletismo gratuita, agendando más ventas y buscando la forma de hacer que la recolección de las donaciones sea más eficiente”.

Sobre los objetivos, Javiera nos cuenta: “queremos seguir creciendo, hacernos cada vez más conocidos y llevar las ventas a distintas comunas. Mientras más ingresos generemos, más proyectos sociales podemos desarrollar. 

Con respecto a las escuelas de atletismo, nuestro objetivo es acompañar a los niños durante su etapa escolar, formarlos en lo deportivo, entregarles herramientas para que lleven una vida sana y finalmente ayudarlos a entrar a la universidad con cupos o becas deportivas. 
En el futuro, nos gustaría expandirnos a otros deportes y regiones, y así llevar el deporte a todos los rincones de Chile”

Conoce más en: https://www.instagram.com/fituxchile/

Comentarios

Te puede interesar

Mi primer medio maratón

por Caro CubillosSon las 5.55 am y despierto antes del sonido de la alarma, por primera…

Terminé mi gran carrera ¿y ahora qué?

Nos preparamos por meses, organizamos nuestro entrenamiento semana a semana, cuidamos lo que comemos, pensamos en…